Categorías
Salud

Consultorios odontológicos: Cómo asegurarse de que le vaya bien

Cualquier persona que termina la carrera de odontología tiene dos opciones: Trabajar en un hospital o dedicarse a la práctica privada. Ambas son buenas opciones, la gran diferencia es que la primera no requiere de una necesidad de inversión. Sin embargo, aquellas personas que desean aventurarse en el terreno profesional, o aquellas que quieren dejar de lado el ámbito clínico, saben que el consultorio propio es la mejor manera de poder continuar la carrera profesional.

Puede ser un consultorio chico, más grande, sólo o con otros colegas que se sumen a armar un centro odontológico. Lo más importante es tener en cuenta algunas cuestiones que pueden hacer que esto no sea un lugar en donde se atienden personas, sino también negocio exitoso.

La ubicación es todo

Más allá de la práctica médica, abrir un consultorio odontológico también es un negocio. La diferencia en este caso es que no vamos a buscar la manera de monopolizar clientela, sino de proveer el mejor servicio disponible para quienes se acerquen. Más allá de los diferentes factores que van a hacer que las personas se acerquen (la obra social que se atienda, conocimiento del profesional por recomendación), no hay que descuidar la importancia de la ubicación del consultorio.

Después de todo, a ese lugar es donde van a tener que ir los pacientes a atenderse, y no sería conveniente que quede muy a trasmano. Profesionales de esta rama, como la Dra Alaya, saben que lo ideal es ubicarse en un barrio que tenga accesibilidad desde varias partes de la ciudad, lo cual va a ayudar por los diferentes transportes públicos disponibles. La posibilidad de contar con un estacionamiento cerca siempre ayuda, pero considerando que todos los barrios de la Ciudad de Buenos Aires están saturados de tráfico vehicular, tal vez no sea lo que más haya que considerar.

Especializaciones ¿Convienen o no?

En este caso, lo que necesitás preguntarte es si estás buscando armar una práctica profesional o una pequeña clínica. En el caso de que sea lo primero, no está más pensar de nuevo en las opciones del punto anterior y poner el consultorio cerca o dentro del mismo edificio en donde haya un colega con otra especialidad. Después de todo, todas se complementan; alguien que necesite usar brackets metalicos va a necesitar pasar por un endodoncista o un periodoncista, asegurándose que no va a hacer un problema de sangrado a la hora de colocarlos.        

Presencia en las redes

Como dijimos antes, un consultorio de odontología no deja de ser un negocio. La única manera de que las personas vayan a atenderse es que conozcan que el lugar existe. Y si bien hay personas que siguen pensando que esto se puede dar de mejor manera entregando un volante en la calle, la realidad es que lo mejor que se puede hacer es generar presencia en Internet mediante el uso de redes sociales. De esa manera, las personas que necesiten atenderse pueden acceder a toda la información necesaria tanto en sus computadoras como en sus smartphones.

Categorías
Salud

El sándalo, tu aliado en la salud y el bienestar

Muchas son las estrategias que pueden usarse para mantener la salud y el bienestar físico y emocional. Además de llevar una dieta equilibrada, beber suficiente líquido y ejercitarse, en la naturaleza existen productos que contribuyen a la armonía.

Dentro de las técnicas usadas para regular el estado de ánimo y las emociones, se encuentra la aromaterapia, que consiste en usar diferentes fragancias para potenciar ciertas conductas o comportamientos. En Universo Garden Angels vas a encontrar aromas para energizar el cuerpo, y otras para brindar relajación y calma a la mente.

El sándalo es uno de los productos estrella. Usado en los milenarios cultos orientales para limpiar la cabeza de malos pensamientos y armonizar el espíritu, es también la base de la medicina Ayurveda.

Los hindúes creen que es beneficioso para los aparatos respiratorios, urinario y digestivo, mientras que la medicina china lo usa para paliar dolores de estómago, vómitos y náuseas y tratar afecciones cutáneas.

El sándalo se puede conseguir actualmente en diversas presentaciones como cremas, productos cosméticos, jabones, aceites esenciales, perfumes de hombre y mujer y varillas de incienso.

Beneficios del sándalo

  • Previene infecciones cutáneas

Su aplicación constante y regular frena el deterioro prematuro de la piel, evitando que se infecte o se reseque. Se recomienda colocar unas gotas en codos, pliegues, comisuras y zonas proclives a tener eczemas.

También se usa en pequeñas heridas para evitar la proliferación de infecciones o picazón.

  • Elimina hongos

Es un excelente fungicida y elimina los hongos de las uñas, penetrando en sus capas y eliminando las bacterias de forma rápida y efectiva. Por otro lado, como es antiséptico, evita la aparición de infecciones.

  • Favorece el buen aspecto del cabello y la piel

Dado que captura los radicales libres del organismo, responsables por el envejecimiento celular.

De esta forma, el sándalo contribuye al mantenimiento del colágeno de la piel y al crecimiento de las células de los folículos capilares.

  • Disimula cicatrices y estrías

Aplicándolo al salir de la ducha todos los días en las zonas con cicatrices o estrías,  reduce las marcas y mejora su apariencia general de forma rápida.

  • Ayuda a conciliar el sueño

Es uno de los productos más utilizados en la aromaterapia dado que es un relajante natural, que reduce el estrés y baja la tensión arterial, contribuyendo en tener un descanso adecuado y reponer energías.

  • Fomenta la regulación emocional

El aceite de sándalo influye en las emociones y estados de ánimo. Por eso es muy usado como estimulante frente a cuadros de depresión o ansiedad agudas.

Su uso constante y frecuente ayuda a restablecer los niveles normales de serotonina en el cerebro.

  • Es afrodisíaco

Porque relaja el cuerpo al ser usado en aceites corporales de masajes, activando las zonas receptoras de placer. Además, fomenta una actitud relajada y descontracturada.

Categorías
Salud

4 consejos para reducir el estrés al remodelar tu casa

¿Podrías creer que hacer él baño, la cocina o remodelar tu casa para hacerla el hogar de tus sueños puede causar estragos en tu vida y mucho estrés? Pues, sí. Las remodelaciones no son sencillas.

Altas expectativas, presupuestos abultados, restos de materiales por todos lados, trabajadores de la construcción yendo y viniendo. Acceso limitado a las comodidades de tu hogar, en fin ¡todo está en desorden!

Si bien no puede escapar de las ansiedades vinculadas a una remodelación, definitivamente puede sentar las bases para, al menos, bajar los niveles de estrés.

Conoce 4 consejos para reducir el estrés al hacer cambios en tu casa:

1.- Sea realista:

Es poco probable que el pequeño baño de tu departamento se convierta de la noche a la mañana en un refugio estilo loft bañado por el sol (excepto en sus sueños). Trabaja con lo que tienes: hojea libros y revistas para saber que puedes hacer con el espacio y presupuesto que tienes.

Luego que conozcas el estimado del presupuesto, incluye otro 10% para gastos no planificados. Visita salas de exhibición y actualiza los precios según tus necesidades. No crees falsas expectativas con respecto a tu remodelación, seguro puedes hacer cambios increíbles que se ajusten a tus tiempos y presupuesto.

2.- Encuentra un contratista MUY bueno.

Te recomendamos que vayas con amigos o parientes y busques sugerencias. Consigue recomendaciones del diseñador, maestro de obras, hasta de quien va a limpiar todo al terminar, como por ejemploSmart Kleaning, que es una empresa de limpieza profesional, muy recomendada que seguro te quitará un dolor de cabeza.

Una vez hayas contratado a quien se va a encargar de cada tarea, asegúrate de que esté totalmente claro lo que necesitas, prepara acuerdos por escrito y define muy bien los cronogramas de pagos y entregas. Porque hablando de “cosas que generan estrés”, una de ellas son los pagos y el tiempo de entrega, sin duda.

3.- Paciencia con los tiempos de espera

El gabinete que tanto te gustó, el que buscaste por días y al fin conseguiste a un precio maravilloso puede tardar más de un mes o dos en llegar; ¡suena cruel, lo sabemos! Quizás no sea tu caso, pero si escogiste muebles personalizados llevan tiempo en ser preparados y entregados.

La ley de Murphy dicta que el tono perfecto de granito para la encimera de su baño o cocina estará agotado cuando lo desee. O que el piso color carbón que quisiste va a llegar en verde.

Aunque puede que todo salga increíble, y que tus pedidos lleguen muy pronto y justo como lo querías, solo queremos que estés listo(a) en caso de que las cosas no vayan tan bien, y que el estrés no toque tu puerta.  

4.- No te preocupes por las cosas pequeñas

Sabemos que lo que más preocupa en una remodelación aparte de que quede todo como lo pediste, es la limpieza final. Si bien muchos contratistas se encargarán de la limpieza básica después de una renovación (eliminación de desechos, aspiración general y limpieza con trapeador), lo mejor será contratar a un equipo de limpieza que sepa lo que hace, si quieres saber cuál recomendamos puedes hacer clic en el siguiente enlace:  https://www.smartkleaning.com.ar/final-obra/ seguro te sentirás muy tranquilo(a) al ver que hay quien se ocupe de los pequeños toque finales por ti.

La verdad que no debes tener miedo, después de todo, lo mejor está en disfrutar de tus nuevos espacios con el aspecto que siempre soñaste. El secreto está en rodearse que un equipo que puede hacer realidad lo que tienes en mente.